Tag - masajes

Momento de relax para dos

The Chi Spa en MadridEste fin de semana he tenido el placer de darle un gustazo al cuerpo y disfrutar de un spa y un masaje relajante junto a mi chica.

La verdad es que ya lo ibamos necesitando, porque  yo me encontraba con la espalda bastante cargada (es lo que tiene pasar unas 12 horas al día delante del ordenador). Y a mi chica le pasaba más de lo mismo. Además de que sienta genial desconectar de todo, aunque sólo sea durante 2 horitas.

A través del «Momento de pasión para dos«, que cogimos a través de Aladinia, estuvimos en The Chi Spa, en el Reebok Sport Club de la calle Serrano (en Madrid), un sitio que deja impresionado por las dimesiones que tiene la zona del gimnasio, pero también por las instalaciones de la zona del spa.

El Spa cuenta con piscina de hidroterapia (con chorros de agua orientados para distintas zonas del cuerpo, una gozada!!), baño turco, sauna finlandesa, pozo de agua fría (el que podéis ver en la foto), cubo de agua fría, ducha de nebulización y unas tumbonas para relajarte. Todo esto pudimos disfrutarlo durante 60 minutos.

El masaje que nos dieron fue general para todo el cuerpo. Un masaje relajante durante 60 minutos que me dejaron con ganas de que no parasen, jeje.

La verdad es que la experiencia estuvo genial y espero que podamos repetirlo dentro de poco.

Un poco de relax para acabar el año

SPA en MadridEste año ha sido muy atareado y he contado con una carga de trabajo bastante significativa, por lo que creo que me tenía muy merecido darme una alegría «pal cuerpo«.

Ayer acudí a un SPA urbano situado en Madrid, cerca de Chueca (se llama SPA Relajarse) y la verdad es que la experiencia ha sido muy satisfactoría. Me noto los hombros menos cargados y tengo la sensación de que ahora mi piel está mucho más suave, sana y libre de tóxinas (cuidado, que me ducho todos los días, jeje).

Acudí con mi pareja y disfrutamos de la opción que tienen de «Especial Parejas», que consite en un Circuito termal que empieza con una sesión de Oxigenoterapia, continua con un Baño Turco alternado con duchas de contraste (agua fría, casi helada, con agua caliente), una Piscina de Hidromasaje con una botellita de champan, una bandejita de fresas y todo iluminado con velas para que el momento sea muy romántico. Por último, nos dieron un masaje relajante de unos 25 minutos y que deseaba que no terminase nunca.

En total estuvimos casi dos horas, que se nos pasaron enseguida y que nos dejaron más que relajados.

La verdad es que creo que me lo tenía bien merecido y lo necesitaba de verdad. Me parece que cada tres meses es bueno darse un gustazo de estos. Os lo recomiendo a todos!!